Aprende sobre el movimiento cooperativo

¿Que es el cooperativismo?

Una cooperativa es una sociedad organizada voluntariamente por un grupo de personas para servirse a sí mismas y a la comunidad. Su desarrollo tiene como base la ayuda mutua y la determinación de que sus socios trabajan juntos por el bien común. Las cooperativas persiguen fines de servicio y no de lucro. Su propósito principal es prestar el mejor servicio a sus socios y patrocinadores a precios razonables. Esta es una de las diferencias entre la Cooperativa y los negocios cuyo fin principal es el lucro o las ganancias.

En armonía con el espíritu democrático del cooperativismo, el control de una Cooperativa está en manos de sus socios. Estos son sus verdaderos y únicos dueños. A tal efecto, se reúnen en asamblea general, reciben los informes y planean sus actividades. Los socios también participan de los sobrantes o economías netas habidas durante las operaciones del año a base del uso que hayan hecho de los servicios de la Cooperativa.

Tipos de Cooperativas

1.LAS COOPERATIVAS DE AHORRO Y CRÉDITO… recaudan periódicamente los ahorros de sus socios y les conceden préstamos en las condiciones más favorables de interés y facilidades de pago. En Puerto Rico, las Cooperativas de Crédito han seguido en general el patrón del “Credit Union” de Estados Unidos. Sus ahorros y préstamos son de tipo personal, automóviles, hipotecarios, inmediatos, de emergencia y otros. En los últimos diez años se han convertido en una de las cuatro fuentes principales de crédito para consumo que hay en el país.

2.LAS COOPERATIVAS DE CONSUMO… satisfacen la demanda de los consumidores por productos y servicios diversos, tales como: alimentos, artículos de uso doméstico, gasolina, medicinas, etc. En Puerto Rico, estos tipos de cooperativas las componen: tiendas de comestibles, supermercados, cafeterías, gasolineras y farmacias.

3.LAS COOPERATIVAS DE VIVIENDA… aseguran a sus socios distintos servicios para hacerse de buenos hogares a costos razonables. Algunas se limitan a la adquisición de terrenos, otras los compran y los urbanizan, otras incluyen la construcción de las casas y algunas funcionan para asegurar ciertos servicios que los nuevos inquilinos prefieran desarrollar cooperativamente; tales como: mantenimiento y embellecimiento de alrededores, facilidades recreativas, servicios comerciales, etc. Puerto Rico cuenta ya con algunas cooperativas de viviendas y sus posibilidades de desarrollo son enormes.

4.LAS COOPERATIVAS AGRICOLAS… son aquellas que se organizan con el propósito de prestar uno o varios servicios relacionados con el agro, a sus socios. Ejemplo de éstas son las Cooperativas de mercadeo, de compra de abastos, maquinaria, refracción, elaboración de productos, etc. En Puerto Rico, los ejemplos más comunes de este tipo son las Cooperativas que mercadean café, tabaco, azúcar, leche, huevos y otros productos agropecuarios.

5.LAS COOPERATIVAS DE PRODUCCION INDUSTRIAL… son organizadas por las personas que trabajan en la empresa, las cuales pasan a ser dueños y empleados de la misma. A partir de la compra, la administración y dirección de la empresa estará totalmente en manos de sus dueños que son sus socios.

6.LAS COOPERATIVAS DE SALUD… ofrecen a sus socios desde educación en cuestiones de salud, hasta la atención médica más completa y variada, incluyendo hospitalización.

7.COOPERATIVAS CULTURALES Y RECREATIVAS… El Cooperativismo no se limita al campo del negocio y los servicios sociales. Le interesa además, el desarrollo cultural y la sana recreación del pueblo. A tal fin, pueden organizarse cooperativas que fomenten el arte, la cultura y la diversión en un ambiente de amistad.

8.COOPERATIVAS DE SERVICIOS… Hay una gran variedad de cooperativas de servicios, desde estacionamiento, recreación, hasta servicios de equipaje, publicitario, de ornato y mantenimientos y otros tipos.

9.COOPERATIVAS COMERCIALES… Otro desarrollo importante que vemos en el Cooperativismo actual es el desarrollo de cooperativas comerciales. Los pequeños comerciantes han hecho del cooperativismo una opción que les permita competir y servir mejor a las necesidades de sus comunidades. Este es un ejemplo adicional de cómo las cooperativas contribuyen al desarrollo socioeconómico de nuestro país pues viabilizan que nuestros pequeños comerciantes se mantengan operando.

Filosofía social de las Cooperativas

Valores humanos

La organización Cooperativa está basada en principios que reconocen que:

Cada individuo tiene valor o méritos intrínsecos y dignidad personal.
Los valores humanos son más importantes que los valores materiales.
En una sociedad civilizada, ésta está mejor servida cuando todos los individuos tienen la oportunidad de compartir ampliamente los logros de la sociedad.

Derechos individuales

El cooperativismo reconoce independientemente de raza, color, religión, sexo y afiliación política, los siguientes derechos fundamentales de cada individuo:

  • El derecho a la vida, a la libertad, a la búsqueda de progreso, bienestar y felicidad personal.
  • El derecho a tener oportunidad de educarse al máximo.
  • El derecho a la oportunidad de empleo y la seguridad de vivir con dignidad y decoro.
  • El derecho de tener seguridad contra los efectos de enfermedades, accidentes o perturbaciones económicas graves.
  • El derecho a tener suficientes ingresos al retirarse, de manera que se asegure un retiro con decoro y dignidad.
  • El derecho de obtener servicios de salud completos, independientemente de la edad y del nivel económico.
  • El derecho de tener libre acceso a lugares o actividades públicas.
  • El derecho a ser reconocido y tratado como algo más que un mero factor de producción.

 

Valores Sociales

Comprometidos con el bienestar del individuo, las Cooperativas promueven los más altos propósitos de la sociedad que se logran cuando todas las actividades se dirigen hacia el bien común sin que ningún sector de la sociedad se beneficie a expensas de otros.

La sociedad está mejor servida cuando sus logros económicos, sociales y culturales están equitativamente distribuidos. El sistema democrático requiere amplia participación ciudadana en todos los procesos vitales de la economía, la política y la cultura. El control de estos procesos es privilegio y responsabilidad del pueblo como un todo y no de una parte seleccionada de la población. La verdadera democracia puede alcanzarse solamente si el individuo está informado y capacitado para ejercer su liderato efectivamente.

Filosofía Empresarial

Las Cooperativas organizadas sobre estas primicias y conceptos, deben usar prácticas operacionales que sean consistentes con los propósitos tradicionales y los valores inherentes a éstos… así que:

Toda actividad cooperativa debe reconocer los propósitos básicos del servicio comercial eficiente y el desarrollo institucional efectivo.
Todas las actividades y relaciones deben conducirse en un plano elevado de moral y ética.
Las actividades requeridas a los empleados y a la participación de socios, deben ser dirigidas al crecimiento institucional y no a logros personales.
Debe darse atención constante al liderato para minimizar el impacto de los cambios tecnológicos y sociales.
Si cualquier sector de la sociedad no cumple en proveer u honrar estos valores básicos, las cooperativas alentarán y apoyarán cualquier gobierno constitucional en su esfuerzo por asegurarse que se provean y preserven.

Creedo del coperativista

CREO, en la cooperación con una fe inquebrantable que surge de sus nobles principios y de su sana filosofía.

CREO, en el espíritu de cooperación porque es una función cristiana con igualdad de oportunidades y servicios para todos.

CREO, en la amistad fraternal de todos los hombres como único medio de conseguir y preservar la paz.

CREO, en un futuro más halagador para Puerto Rico si nos dedicamos a resolver sus problemas económicos a través del sistema cooperativo.

CREO, que servir y laborar con los demás para resolver un problema común crea honda satisfacción, porque así ayuda a resolver mis necesidades y las necesidades de otros, y porque trabajando unidos nos acercamos más los unos a los otros.

CREO, en las facultades del hombre humilde para valerse a sí mismo y desenvolverse eficientemente en una organización pura.

CREO, además en la habilidad que todos tenemos para organizar y dirigir grupos que resuelven nuestros problemas económicos y sociales por medio de la acción conjunta.

CREO, que todo buen cooperativista debe pensar en términos de «nosotros» y no de «yo», y que siempre debe anteponer los intereses del grupo a sus propios intereses.

CREO, en la felicidad que proporciona al buen cooperativista el haber cumplido con sus deberes y el haber hecho respetar sus derechos.

CREO, además que las sociedades cooperativas pueden mantenerse funcionando eficientemente sobre bases sólidas, si sus socios cumplen con sus responsabilidades para con ella en todo momento.

CREO, que la educación constante de todos los socios de las cooperativas es esencial si queremos anteponerlas sobre normas sólidas de administración eficiente y al mismo tiempo preservar la pureza de sus principios filosóficos.

CREO, en el cooperativismo como un todo de vida que descansa sobre bases de igualdad de todos los seres humanos; que crea el espíritu de cooperación con igualdad de oportunidad para todos y fomenta la amistad fraternal de la humanidad toda; que provee para la participación por igual de todos siguiendo las normas democráticas.

El emblema de las Cooperativas

Este es el emblema de las cooperativas: dos pinos de color verde oscuro sobre un fondo amarillo brillante encerrados en un círculo también verde. Cada uno de los colores y las figuras tienen su significado.

EL PINO es el antiguo símbolo de INMORTALIDAD, CONSTANCIA Y FECUNDIDAD. Sobre estas tres cualidades descansa el ideal del cooperativismo. La cooperación es perdurable; nunca muere porque es parte de la vida misma. NO desaparecen mientras exista vida en la tierra. La cooperación es un asunto eterno. Ha de ser una preocupación constante para que el hombre pueda alcanzar sus más altos niveles. Es árbol fecundo porque sus resultados son muchos. La hermandad, la paz, la armonía y la estabilidad económica son solamente algunos de ellos.

Según la antigua mitología, el PINO representaba VIDA. Crece tan erguido hacia el cielo que parece que quisiera alcanzarlo.

El ideal cooperativista también trata de elevarse hacia lo más alto y lo más noble: la igualdad entre todos los seres humanos.

El emblema de las cooperativas tiene dos pinos. Se necesitan dos personas o más para que pueda haber cooperación. Tú solo puedes construir una casa pero tardarás mucho tiempo en terminarla. Si consigues la ayuda de tus vecinos, acaban más rápidamente. Eso es cooperación: trabajar unidos como hermanos.

Las raíces de los pinos forman un CIRCULO. Este representa al MUNDO que todo lo abarca y todo lo contiene. Es también símbolo de plenitud. Así es el cooperativismo. Necesitamos siempre la cooperación de los demás tanto en el trabajo como en las diversiones.

El color de los pinos es el VERDE OSCURO. Es el color de la clorofila en todas las plantas. Ellas nos ayudan a subsistir porque nos suplen parte de nuestra alimentación. La Cooperativa, por su parte, nos da alimento para el espíritu.

El fondo del círculo es AMARILLO ORO. Representa el SOL que es fuente de vida para el hombre, las plantas y los animales. La cooperación es también parte esencial de la vida. Sin ella no podemos concebir un mundo feliz. Por eso en ella descansan todas nuestras esperanzas.

Cuando veas de nuevo el emblema de las cooperativas, comprenderás su significado y podrás ser un portavoz del ideal del Cooperativismo, que es el de todos.